La Isleta, una fantástica estampa de nuestro parque natural. Un pueblo de pescadores típico de la zona, las barquitas cerca de la playa, las casas blancas de los pescadores y la extraordinaria paz en la mayor parte del año que sólo se interrumpe parcialmente en los meses veraniegos.

Es un lugar único y mágico donde desgutar la pesca de nuestro mar mediterráneo y aprender las variadas formas en que se denominan los pescados en este zona: sargo, breca, pollico, lecha, gallo pedro. En la mayoría de los casos podrá elegir que le sirvan el pescado en fritura (rebozado en harina y frito en aceite) o a la plancha, ambas formas evitan que se enmascare el suave sabor del pescado fresco.